EL FUTURO DE BITCOIN

En las últimas fechas noticias, artículos y opiniones alrededor Bitcoin aparecen con frecuencia en los foros técnicos. El concepto de una forma de pago a través de internet y que no sigue los estándares del dinero “normal” suscita interés. La realidad es que con opiniones de todos los tipos la red de Bitcoin empieza a ser algo tangible. Funcionando desde hace más de 5 años, en el momento de escribir estas líneas (marzo de 2014) existen más de 12 millones de bitcoins circulando con un valor unitario de más de 600 dólares. Nadie sabe si Bitcoin está aquí para quedarse pero tampoco parece que vaya a desaparecer de un día para otro.

¿Cómo funciona Bitcoin?

El concepto básico está basado en que cada usuario tenga un “monedero virtual” con un par de claves (pública y privada) que le permitirán firmar una transacción en la que hace público “al mundo” que ha pasado una cierta cantidad de bitcoins de su monedero virtual al monedero virtual de otro usuario. El receptor de la transacción tiene que verificar que esa transacción es correcta para darle algo a cambio de esos bitcoins (por ejemplo un acceso Premium a su página web).

monedero virtual

El truco está en que esa verificación se realiza de forma simultánea por un gran número de ordenadores que están conectados a la red Bitcoin. Cada ordenador intentará crear un “bloque” de validación de transacciones. La creación de ese bloque tendrá una dificultad matemática (que define el protocolo Bitcoin) de tal forma que requerirá un gran esfuerzo de CPU. Cada nuevo bloque se añade a una cadena que comparten todos los usuarios. En esta cadena se encuentran enlazadas todas las transacciones realizadas en toda la red de manera que cada usuario puede trazar hacia atrás el camino completo que ha seguido cada bitcoin.

En lugar de “emisión monetaria” tradicional, el sistema tiene previsto la aparición paulatina de nuevas monedas (inflación) que sirven precisamente para premiar a los usuarios que se encargan de generar esos bloques. Así, el primer usuario que consigue realizar el trabajo matemático de crear un bloque añade una cantidad de bitcoins (establecida por el sistema) y se los queda (el resto de usuarios los reconocen como suyos). A este concepto se le llama “mining”. Lo que pretende el modelo es que sea más rentable “hacer el bien” y dedicar tus recursos informáticos a verificar transacciones que a intentar engañar al resto del usuario y crear transacciones falsas.

Puntos a favor y en contra

Lo más importante y novedoso es que el sistema permite transacciones directas entre usuarios, sin intermediarios, sin tener que hacer cambios de moneda, sin fronteras de ningún tipo y terceras partes cobrando comisiones. No se necesitan bancos, cambistas, no hay que esperar a que “llegue el dinero” y no se pagan impuestos. El Bitcoin no depende de ningún gobierno por lo que su estabilidad no depende de factores políticos, sociales etc. No puede ser intervenido de forma externa. Los usuarios conocen la forma de emitir el dinero (mining) y tienen la certeza de que no puede aparecer nuevo dinero en el sistema de forma descontrolada.

El tema del anonimato no está claro si juega a favor o en contra. Por una parte, todas las transacciones dejan registro y son públicas, no se pueden ocultar. Cada unidad que se transfiere se puede seguir hacia atrás hasta llegar a su origen. Por otra parte cada usuario puede tener múltiples cuentas y en principio no hay nada en su número de monedero virtual con lo que se pueda identificar al individuo o institución que está detrás. A día de hoy reina el anonimato aunque hay opiniones para todos los gustos y no está claro si habría alguna forma de regularlo en un futuro.

En la parte negativa, el sistema tienes algunas limitaciones inherentes al diseño. Lo más relevante es la falta de seguridad de los monederos. Si alguien te lo “asalta” y consigue averiguar tu contraseña te robará el dinero sin que exista ninguna forma de recuperarlo, ni siquiera de perseguir al ladrón. También puedes perder el dinero de tu monedero virtual si pierdes los datos y no tienes una copia de seguridad a mano.

El diseño limita la velocidad de las transacciones. El tiempo de confirmación mínimo es de 10 minutos y puede ser mayor si tu transacción no se valida en el primer bloque.

También presenta dudas la escalabilidad del sistema. Tal y como funciona actualmente no podría superar las 7 transacciones por segundo de forma permanente. Existen mecanismos previstos para aumentar este valor pero hay dudas de que sean suficientemente efectivos.

Pero donde realmente surge el problema es en la confianza. ¿Cuánta gente va fiarse como para dar dinero “real” por este tipo de artilugio matemático? ¿Cuantas empresas van a vender servicios de verdad a cambio de un dinero que no parece estar en ninguna parte? Si el número de personas / empresas que lo utiliza no llega a un umbral mínimo es posible que empiece a perder valor y produzca un efecto de huida masiva que destruya el sistema.

El valor de cada unidad de bitcoins respecto a otras monedas no está libre de las especulaciones de los mercados. Parece sorprendente la escalada hacia el infinito de la cotización de bitcoins en el último año y puede ser más el efecto de una burbuja especulativa que de un aumento real de la percepción del valor. No es descartable que la burbuja especulativa se “pinche” y se produzca un desplome del valor.

Por otra parte el crecimiento de esta tecnología podría presentar serias amenazas a actores muy potentes en este escenario (gobiernos, bancos…). No sería de extrañar que en algún momento alguien poderoso estuviera tentado de tomar medidas para cargarse esta tecnología y evitar perder una importante cuota de poder.  Una buena campaña de desprestigio podría asustar al gran público y provocar una salida masiva.

monederos virtuales

¿Qué futuro tiene Bitcoin?

Parece que ésta es la respuesta que todo el mundo quiere conocer, pero sobre todo la pregunta que todo el mundo contesta, aunque parece que más desde la intuición que desde el análisis profundo. Sin duda, los riesgos no son pocos y no está claro si el usuario medio será capaz de entender y fiarse de esta nueva tecnología de forma masiva.

Muchas de las críticas se basan en el uso actual de bitcoin. La mayor parte de las transacciones actuales están relacionadas con el mercado negro e inversiones especulativas. Pero esto no es más que el lado oscuro que suele aparecer en el uso de cada nueva tecnología, no tanto en que la tecnología sea maligna.

Mi opinión es que las ventajas son tan grandes que antes o después es más que probable que una tecnología de este tipo se imponga. Bitcoin presenta algunas carencias y ha sufrido algunos reveses que es probable que impidan que sea adoptada por el usuario medio. Creo que será necesaria una evolución o una nueva alternativa con conceptos parecidos. Quizás tengamos también que esperar a otra generación de usuarios completamente inmersos en el nuevo mundo.

En cualquier caso lo más importante para una empresa tecnológica es prestar atención a estas tecnologías, seguir su evolución, conocerlas y buscarse un hueco. Es muy probable que la “aldea global” antes o después tenga un sistema de transacciones “global” adaptado a sus necesidades y sin las desventajas e ineficiencias que presenta el uso de las monedas “clásicas”. Si eso sucede nos tiene que pillar subidos al carro.

Enlaces relacionados

 

Autor: Crescencio Lucas Herrera 

Las opiniones vertidas por el autor son enteramente suyas y no siempre representan la opinión de GMV
The author’s views are entirely his own and may not reflect the views of GMV
Share

    Una opinión en “EL FUTURO DE BITCOIN

    1. Pingback: El futuro de Bitcoin

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

      I accept the privacy policy Acepto la Política de Privacidad

    Basic Data-Protection information:

    Data-protection supervisor: GMV Innovating Solutions SL
    Purpose: Answer questions, respond to user complaints and recommendations, receive job applicants resumes and career information.
    Legitimation: Consent of data subject
    Addresses: Grupo GMV companies
    Rights: Access, rectify and cancel data plus other rights, as explained in additional information
    Additional information: You can check out the additional and detailed data-protection information on our website:Privacy Policy

    Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

    WP-SpamFree by Pole Position Marketing

    12.673 Total Views